"Un misterio existe sólo para resolverse. Si nadie lo resuelve, la verdad muere con los que conocen la realidad"

Buscardor:

viernes, 1 de febrero de 2013

Julia Legare


"Hace algunos años me gustaba pasar tiempo con amigos explorando sitios viejos y supuestamente embrujados. Estábamos cerca de la iglesia "Edisto First Presbyterian" donde una chica llamada Julia Legare fue enterrada en el mausoleo de su familia allá en 1852. 
La gente decía escuchar Ruidos sobrenaturales una y otra vez, pero nunca se había investigado de donde provenían. Quince años después, cuando abrieron la puerta del mausoleo para enterrar al siguiente familiar, encontraron su cadáver, acurrucado en una esquina cerca de la puerta, con los brazos estirados como si tratasen de encontrar una salida. 
Bien, Mis amigos creyeron que sería divertido cerrar la puerta gigante de piedra (que estaba originalmente abierta) conmigo dentro y recogerme en la mañana. Esos malditos me dejaron ahí…Lo intente una y otra vez, usando todas mis fuerzas, pero no la moví ni un centímetro, requirió de cuatro personas para cerrarse. En la oscuridad, me resigne a pasar la noche ahí. 



Ahora, No me suelo asustar fácilmente, pero sentado ahí en un lugar tan pequeño, rodeado de una niebla que no podía explicar, la sola oscuridad parecía tratar de comerme vivo. La sentía apretando mi piel, incluso era difícil respirar. Me senté en la oscuridad por horas. 
Entonces escuche los arañazos. Eran débiles al inicio, Estaba seguro que era mi imaginación, pero pronto fueron más y más fuertes con cada segundo que pasaba. Me acurruque en la esquina más lejana de la puerta y traté de cubrir mis oídos pero nada podía detener ese espantoso ruido. Quizás solo fueron unos cuantos minutos, pero cada segundo era una eternidad. 
Entonces, un fuerte grito hizo eco en la oscuridad, era un lamento lleno de dolor y miedo, los arañazos se detuvieron. Por primera vez pude distinguir el sollozo de una chica, el lastimoso lamento de alguien sin siquiera una pizca de esperanza. 
Sentí tal pesar en el momento, tal dolor, incluso siento que se me olvido como estar asustado. En mi corazón todo su sufrimiento resonaba. Inexplicablemente, me encontré disculpándome a gritos por lo que le haba pasado. Todo lo que quería en ese momento era alcanzarla y abrazarla, pero me daba miedo que quizás si la encontraría. 
No sé si me escucho o si siquiera se dio cuenta de mi presencia, el sollozo continuo y pude escuchar sus dedos arañando la puerta de piedra otra vez. 
Me quede dormido en algún momento, sentí que eso fue un piadoso regalo de las hadas. No estoy seguro cuanto tiempo quede inconsciente, pero me despertó el ruidoso y poderoso golpe seco de la puerta chocando contra el suelo de afuera. Me di cuenta por la luz gris que venía de afuera que el amanecer estaba cerca, así que me debí quedar dormido unas cuantas horas. 
Me arrastre hacia afuera y fui a un orador abierto. Creo que antes se consideraba una mini iglesia, pero como sea me recargue en la puerta y espere nervioso hasta que mis “amigos” llegaran. Cuando los vi corrí hacia ellos mientras se acercaban a la puerta caída, dos de ellos estaban de rodillas en la puerta mirando perplejos. 
Habían líneas de sangre por todo el interior de la puerta, algunas con pedazos de uñas. Supongo que ella lloraba mientras se desprendían de sus manos, pero no estaba seguro. 
Primero me miraron, luego revisaron mis manos, y luego se miraron nerviosos entre ellos. Yo estaba con mucha razón furioso con ellos y les dije todo lo que recordaba, quería que supieran lo que pase esa noche. 
Finalmente, después de obligarme a entrar al auto y dirigirnos a casa, alguien hablo. Mi amigo me dijo “temíamos decir algo pero mira tu cara” 
Después supe que muchas veces la gente había intentado sellar la puerta del mausoleo, incluyendo candados y cadenas que requerían equipo mecánico para quitarlas, pero siempre encontraban la puerta tirada al otro día. Esto fue en 1980, el último intento de muchos aquella década. Parecía como si algo se asegurara que fuera imposible repetir el mismo error. Esto es algo de lo cual estoy claramente agradecido, pero aún hoy me da escalofríos lo que paso esa noche. 
Cuando desde mi asiento me levante y me vi en el espejo retrovisor, vi que había sangre en mi rostro. Justo como las líneas que había en la puerta del mausoleo, eran líneas rojas oscuras en ambos lados de mi rostro, como si alguien hubiera pasado sus dedos gentilmente por mi cara con sus dedos rotos mientras dormía esa noche, sintiendo el calor de otro por primera vez en más de cien años. "


Se trata de la tumba original de la que habla la historia.

Este creepypasta habla de una leyenda parcialmente popular. Se dice que por la época del 1800 una chica joven llamada Julia Legare enfermó terriblemente de malaria, muriendo.La gente creyó que la enfermedad podría quedar atrapada en el cuerpo, rapidamente construyeron una  tumba y la enterraron en el mausoleo familiar.

Años más tarde murió otro familiar, para sorpresa de todos al abrir el mausoleo, un esqueleto cayó desplomado en el suelo, era como si la chica enterrada hace años solo estuviera en estado de coma y hubiera intentado por todos los medios salir del lugar, dejando arañazos y marcas de sangre en dicha puerta gigante.

Esta es la leyenda que inspira esta historia. También se dice que ahora el mausoleo está sin puerta porque cada vez que se ponía una aparecía abierta o rota al dia siguiente...
Hoy en dia muchas personas acuden al lugar atraídas por lo paranormal, puede encontrarse en el mismo lugar que se cuenta en la historia, Edisto Island en Carolina del Sur.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada